Show simple item record

dc.contributor.advisorQuevedo Iriarte, Alberto, tutor
dc.contributor.authorViaña Uzieda, Jorge Antonio
dc.date.accessioned2019-04-12T23:16:30Z
dc.date.available2019-04-12T23:16:30Z
dc.date.issued2000
dc.identifier.urihttp://repositorio.umsa.bo/xmlui/handle/123456789/19836
dc.description.abstractSe reconstruye teóricamente la categoría de acumulación originaria basada en los borradores del capital de 1856-1857. Carlos Marx. El divorcio de la capacidad de trabajo vivo de los momentos de su realidad objetiva; -el, trabajo como capacidad puramente subjetiva, la segunda categoría que permite constituir la llamada acumulación originaria es la existencia de Valores (trabajo objetivado) bajo la forma de grandes volúmenes de valores de uso que permitan suministrar las condiciones objetivas para que el trabajo cree productos para conservar y reproducir la capacidad de trabajo vivo para absorber plus trabajo. Pero esto no es suficiente además debe darse una libre relación de cambio entre los poseedores de las condiciones de producción separadas y finalmente debe ocurrir que la parte que representa a las condiciones objetivas de trabajo entran en escena como valores y su finalidad es la auto valorización. O valorización de los valores. En la aplicación histórica se aplican los cuatro elementos, tenemos un proceso contradictorio e intermitente de gestación del trabajo vivo puramente subjetivo en Bolivia que solo es viable desde 1953. La gestación del lado objetivo de las relaciones del capital solo se da en el siglo XX y a partir de la inversión extranjera. Sin embargo la polarización del mercado de mercancías solo se da en la primera mitad del siglo XX. Y el tránsito efectivo a la valorización de los valores solo empieza a desplegarse desde la época de la explotación del estarlo. El conjunto de estos cuatro componentes que logran una síntesis densa en el tiempo y, simultáneamente es el fundamento del complejo proceso de gestación de las clases que representan las condiciones de producción separadas. Las conclusiones fundamentales: El proceso dual de extinción de las formas inferiores del trabajo y las formas más dichosas del mismo no se- desarrolla hasta 1952. Solo después se logra destruir las formas inferiores del trabajo vivo (hacienda) y la erosión de las formas más dichosas del trabajo (comunidad y pequeña propiedad campesina) solo se da bajo la forma de subsunción formal del trabajo al capital. Constituyendo una forma particular de desarrollo parcial del proceso dual de extinción de las formas del trabajo que excluyen la formación de uno de los polos del capital. Este proceso dual tardío ha marcado la específica forma de desarrollo del trabajo vivo puramente subjetivo. El surgimiento de procesos de subsunción real muy localizado y parcial en la época de hegemonía de las transnacionales determina que no se pueda pasar a un proceso de subsunción real generalizado. Esto provoca que se den procesos cíclicos de desarrollo de subsunción formal. De 1952 a 1985 es el último intento de desarrollo de subsunción real generalizado y vuelve un nuevo ciclo de la espiral de subsunción formal. La intención subjetiva del estudio es indagar las condiciones de posibilidad de ir más allá de cualquier forma de subsunción formal y real del trabajo al capital.es_ES
dc.language.isoeses_ES
dc.subjectTESIS DE GRADOes_ES
dc.subjectMARXISMOes_ES
dc.subjectBOLIVIAes_ES
dc.subjectECONOMIAes_ES
dc.subjectCAPITALISMOes_ES
dc.subjectACUMULACION ORIGINARIAes_ES
dc.titleLa llamada "acumulación originaria" del capital en Bolivia (1545-1956)es_ES
dc.typeThesises_ES


Files in this item

Thumbnail
Thumbnail

This item appears in the following Collection(s)

Show simple item record